09-noviembre-2013

Mi Casa Propia cobra nuevo impulso

Una vez se apruebe un proyecto de ley que lo flexibiliza para que los compradores de viviendas se puedan acoger a este y a la vez cualificar para un financiamiento por FHA.

Foto Principal

Rafael “Tatito” Hernández, representante a la Cámara. (Archivo / GFR Media)

Por Nelson Gabriel Berríos / Especial para Construcción

    El programa Mi Casa Propia debe cobrar un mayor impulso en las próximas semanas, una vez se apruebe un proyecto de ley que lo flexibiliza para que los compradores de viviendas se puedan acoger a este y a la vez cualificar para un financiamiento por FHA. Esto puede representar un nuevo atractivo para las ventas de casas antes de fin de año.
“Antes del 14 de noviembre, cuando se acaba la sesión, el proyecto va a estar aprobado en ambos cuerpos. Este proyecto va en fast track, en colaboración con el Ejecutivo, para que el gobernador lo firme antes  que culmine el mes. La agenda de nosotros es liquidar los $15 millones de incentivos de Mi Casa Propia en diciembre”, aseguró el representante Rafael “Tatito” Hernández, autor del P. de la C. 1548, que incluye enmiendas a Mi Casa Propia y que acaba de radicar esta semana. Con Mi Casa Propia un comprador puede recibir una ayuda para el pronto del hogar de hasta $6,000 en una casa de $200,000 o menos.

Hernández atendió así una inquietud de la industria hipotecaria y de José Sierra, director ejecutivo de la Autoridad para el Financiamiento de la Vivienda (AFV) en el sentido de que una restricción que tenía el programa Mi Casa Propia impedía que quienes se acogían a este cualificaran para financiar sus viviendas al interés más bajo de FHA. No muchos se acogían a Mi Casa Propia pues el 70% de las hipotecas que se generan en la Isla son por FHA. La restricción del programa local consiste en que los compradores que tenían la ayuda  no podían vender su casa en 10 años y los reglamentos del Departamento de Vivienda federal (HUD, por sus siglas en inglés) requieren que las ayudas estatales a los compradores deben ser un regalo total, sin tranquillas para un repago posterior.
Sierra, quien había hecho gestiones con HUD para explicar el por qué de esa restricción, recibió el pasado viernes 1 de noviembre una carta en la que esta agencia federal  planteó que la única opción para acoger el programa para los préstamos FHA era eliminarle a los compradores ese requisito de no vender. Y ante esto, Sierra le llevó el borrador de un proyecto al representante Hernández, quien rápidamente lo radicó, en coordinación con el representante Carlos Vargas Ferrer, presidente de la Comisión de Vivienda de la Cámara.
“Aquí lo importante es que, por una cuestión técnica, no podemos parar el crecimiento del país. Y estas cosas hay que hacerlas ágiles, rápidas y sin titubear, porque el titubeo le hace daño al mercado”, planteó el representante Hernández. El legislador también anunciará próximamente los detalles para implantar  un programa, de un proyecto de su autoría ya aprobado el pasado cuatrienio, que permitirá que un comprador reciba una hipoteca de hasta un 103% del valor de la residencia y puede usar el dinero extra para el pronto.
El senador Jorge Suárez, presidente de la Comisión de Hacienda del Senado, indicó por su parte que cuando el proyecto cameral llegue al Senado se atenderán a la mayor brevedad  y se le dará paso para poder contribuir a expandir el mercado de la vivienda en la Isla.
El director de AFV, por otro lado, explicó que de los $15 millones del programa Mi Casa Propia solo se han utilizado $4.9 millones, para 1,353 casos, desde que comenzó en junio. “La expectativa de nosotros era que se usaran $2.5 millones mensuales y el promedio ha sido solo $1.4 millones. Esto es $1.1 millones y 300 casos mensuales menos de lo que queríamos”, explicó Sierra, de AFV.
“Con este cambio (del proyecto del representante Hernández) esperamos que el programa Mi Casa Propia se mueva más. También,  ante el evento que hay de nuevas restricciones federales en enero (para cualificar a compradores de viviendas que no tengan deudas por más de 43% de sus ingresos) está la  posibilidad de que se adelanten compras de viviendas y diciembre sea un mes de mucha acción hipotecaria”, explicó Sierra. Una vez se acaben los $10 millones restantes en fondos de Mi Casa Propia, Sierra confía que el nuevo programa de financiamiento de 103% del costo de la vivienda continuará ayudando en forma permanente a la industria.
Sierra también comentó sobre otro proyecto de ley que estuvo contemplándose esta semana en el Capitolio, al que Hacienda se opuso. Se trata de un programa que se estaría creando con fondos privados. Va dirigido a que la industria bancaria, tanto bancos comerciales como bancos hipotecarios, aporten a este fondo de incentivos económicos para los compradores de vivienda. A lo que se opuso Hacienda es a que la aportación de estos bancos al fondo de ayuda sería a cambio de 100% de incentivos contributivos por la cantidad que aporten. Sierra entiende la posición de Hacienda y se están negociando que tal vez haya un incentivo contributivo menor para las empresas, entre otras opciones. El fondo común lo administraría la AFV, en colaboración con una Junta integrada por representantes de la banca privada y funcionarios gubernamentales como el secretario de la Vivienda.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s